top of page

Más soluciones para protegernos de la inseguridad en la nueva normalidad.

Los nuevos sistemas de cámaras monitoreadas desde un celular se convirtieron en la herramienta más ágil y moderna para combatir la inseguridad.


Una app para Android y iPhone permite controlar sistemas de seguridad a distancia.


La demanda de cámaras monitoreadas sigue en ascenso, tanto más cuanto que siguen siendo las opciones más convenientes para vivir tranquilos y protegidos contra la inseguridad en un contexto de “nueva normalidad” en el que los argentinos se muestran más preocupados por sufrir hechos delictivos que por los contagios de coronavirus.


El 2021 comienza cargado de nuevos hábitos, rutinas y movimientos. La vida cotidiana ya no es como la que se conocía y los cambios son inminentes. Movilidad, horarios, normativas, modalidad laboral. Solo una cuestión se mantuvo constante y en alarmante crecimiento: la inseguridad. Retomar la actividad no sólo implica tomar recaudos ante la pandemia, sino también contar con respaldo para proteger el hogar y los bienes personales.


Según un estudio desarrollado por "Opinaia" que compara la preocupación de los argentinos por la inseguridad y los contagios de coronavirus, las cifras se movieron a medida que transcurrieron los meses del 2020. Un 54 % de las personas estaba más preocupada por el virus, hasta que el porcentaje cayó a un 31 %. En conclusión: un 69 % de los argentinos terminó el 2020 con más temor a la inseguridad que a los contagios.


Ahora, con la vuelta a las clases presenciales y el regreso a las oficinas de forma escalonada, la “calle” vuelve a ser el escenario que los encuentra en movimiento. El momento de entrar y salir de casa, sea cual sea su estructura, representa un riesgo inevitable sobre el que es preciso tomar cartas en el asunto.


Un sistema de alarmas monitoreadas en la gestión y organización del hogar

Los casos de familias que necesitan reorganizar sus vidas, plantear nuevos esquemas logísticos y, sobre todo, acompañar a los más chicos en esta transición hacia una nueva forma de vida, abundan.


En ese sentido, la seguridad ante hechos delictivos, robos, entraderas y asaltos, no es la única función que un sistema de alarmas monitoreadas tiene para ofrecer. El control de los ingresos y egresos, registro de horarios y detección de personas sospechosas se transforma en un recurso valioso.

El uso de alarmas y cámaras monitoreadas se convirtió en la solución más elegida por los argentinos para sentirse más seguros y tener el control de todo lo que ocurre en sus áreas de interés. Se trata de una herramienta dispuesta al empoderamiento del consumidor, utilizando la tecnología a su favor y mejorando su calidad de vida.


Los beneficios de implementar un sistema de seguridad en el hogar

  • Monitorear los horarios de entrada y salida de los más chicos, el personal doméstico, de mantenimiento o cualquier invitado.

  • Verificar en qué estado se encuentra la propiedad, tanto por fuera como por dentro, y en tiempo real.

  • No olvidemos a estos integrantes de la familia: el bienestar de las mascotas también se puede monitorear gracias a esta herramienta.

  • Brindar auxilio ante emergencias o accidentes domésticos que se pueden visualizar a través de las cámaras.

  • Instalar una medida disuasoria para intrusos.



32 visualizaciones
bottom of page